Contacto

¿Qué hacer para que los compradores vuelvan a las tiendas en 2021?

Jan 13, 2021 2 min.

Esta entrada ha sido publicada originalmente en RetailWire.

No sorprende que las ventas online fueran mayores que nunca durante la temporada de compras navideñas – especialmente el Black Friday y el Cyber Monday – mientras que el tráfico en tienda ha caído un 52% comparado con 2019. Aunque la demanda del e-commerce no muestra signos de desaceleración, seguro que vamos a ver un interés renovado por las compras en tienda físicas durante el 2021, especialmente a medida que se vaya extendiendo la vacunación. Los retailers tradicionales y multicanal pueden prepararse para el próximo cambio en el comportamiento del consumidor aprovechando el período postvacacional para empezar a reestablecer los patrones de las compras presenciales perdidos en 2020.

Por ejemplo, los retailers en enero y febrero pueden ofrecer un cupón por cualquier compra de más de cierta cantidad – ya sea online, BOPIS (Compra online, entrega en tienda) o en tienda – que puede canjearse por un descuento en tienda unas semanas o meses después. Esto hará que los compradores mantengan la tienda en mente y les dará la oportunidad de visitarla en un futuro, cuando se sientan más cómodos haciéndolo.

Como enero es también el mes de las devoluciones y los cambios, los retailers tradicionales deberían hacer que el proceso de devolución en tienda fuera lo más atractivo y fácil posible, incluso para artículos que originalmente se compraron online. Para incentivar las devoluciones en tienda y alentar a los compradores a volver después de que se haya completado la primera transacción, los retailers pueden volver a ofrecer una oferta especial o un cupón de descuento aplicable para compras futuras en tienda.

Pero sobre todo, a principios de 2021, lo retailers tienen que renovar su compromiso manteniendo sus tiendas seguras y atractivas. Los compradores quieren poder preguntar, ver los productos y obtener ayuda en tiempo real del personal en tienda– todos los beneficios que ofrecen las compras en tienda sobre los canales online. Los retailers tradicionales deberían asegurarse de que sus empleados están formados para trabajar con seguridad y ayudar a los clientes cuando lo necesiten. Los retailers también deben gestionar su inventario muy de cerca para evitar las roturas de stock. Los compradores que al entrar en una tienda no encuentren lo que buscan, muy probablemente compren online la próxima vez.

Los efectos de este año inusual se seguirán sintiendo en el futuro, y el 2021 seguramente traerá retos inesperados y cambios en la demanda del consumidor. Planificando cuidadosamente las maneras de alentar y dar soporte a las compras en tienda, sin dejar de cumplir con todos los protocolos y pautas locales, los retailers tradicionales pueden dirigirse con éxito hacia la segunda fase de la pandemia y, con el tiempo, atraer de nuevo a los clientes a las tiendas.

Autor

Andrew Blatherwick

Chairman Emeritus and Advisor