La Nueva Tecnología de la Cadena de Suministro Permite que los Retailers Reduzcan la Merma Alimentaria

Mar 29, 2022 4 min.

Este artículo se publicó originalmente en RIS News.

Todo el mundo es consciente de que la merma de alimentos es un problema serio que sólo puede resolverse mediante una combinación de esfuerzos individuales y colectivos. Los retailers de alimentación actuales tienen la oportunidad de reducir la huella de carbono, disminuir la merma de alimentos y aumentar su rentabilidad si se comprometen activamente a tener un impacto global positivo. Aunque los supermercados no comparten muchos datos sobre la merma de alimentos, nuestras investigaciones sugieren que los retailers norteamericanos pierden, de media, más de 70 millones de dólares por merma de alimentos al año (y hasta cientos de millones en el caso de los grandes retailers).

Si bien en cierto que algunos supermercados han hecho grandes progresos con sus iniciativas para reducir la cantidad de alimentos que se envía a la basura, el sector en su conjunto podría hacer mucho más para evitar este desperdicio no solo en cada una de las tiendas, sino en toda la cadena de suministro. Invirtiendo en una tecnología moderna de planificación y optimización de la cadena de suministro, los retailers de alimentación podrían mejorar rentabilidad y sostenibilidad.

Unas previsiones de la demanda precisas son esenciales para disponer de la cantidad correcta de stock en el lugar y momento adecuados. Las soluciones actuales de planificación de la cadena de suministro aumentan la precisión de pronóstico gracias al uso de machine learning para captar el impacto de cientos de factores que influyen en la demanda, como temporadas, festivos, eventos locales, precios, promociones y canibalización a nivel de tienda, producto y día (o intradía). Estas previsiones de la demanda precisas y granulares ayudan a los retailers a optimizar cada pedido de tienda y a equilibrar una alta disponibilidad con un bajo riesgo de merma. Las soluciones avanzadas de planificación de la cadena de suministro tienen en cuenta automáticamente aspectos como la demanda y la incertidumbre de la demanda, la vida útil del producto, los márgenes de venta y la disponibilidad de productos sustitutos para optimizar los pedidos de tienda y obtener la máxima rentabilidad.

Además, un software innovador y avanzado ayuda a reducir la merma en toda la cadena de suministro. Cuando los retailers conectan tiendas, centros de distribución y proveedores a través de la tecnología, son capaces de eliminar muchas conjeturas. En lugar de pedir a los planificadores que estimen cuándo y qué pedirán las tiendas, una solución moderna de planificación de la cadena de suministro proporciona una visibilidad automática de los futuros pedidos de las tiendas, lo que permite que los centros de distribución alcancen mejores niveles de servicio con una mayor rotación de inventario. Del mismo modo, la visibilidad de los futuros pedidos puede ponerse automáticamente a disposición de los proveedores para asegurarse de que su suministro se ajustará a la futura demanda.

Las soluciones modernas de planificación de la cadena de suministro también pueden hacer un seguimiento de la fecha de caducidad de cada lote en stock. Cuando esta función se combina con una previsión precisa de la demanda, el sistema puede detectar el riesgo de exceso de stock mucho antes de que los productos caduquen. Los retailers pueden entonces reaccionar a estas alertas, ya sea impulsando stock a través de sus cadenas de suministro más rápidamente, a menudo con la ayuda de rebajas, o haciendo donaciones benéficas mientras los productos todavía tienen una vida útil.

Y con esta tecnología en marcha, ¿Qué se consigue? Pues según nuestra experiencia, los retailers han podido reducir la merma de alimentos entre un 10% y un 40%, manteniendo, incluso mejorando, la disponibilidad en lineales y la frescura de los productos perecederos.

Una solución de gestión de suministros avanzada tiene más ventajas. Puede ofrecer un producto más fresco (clara ventaja competitiva), mayor eficiencia operativa (beneficio para los retailers, cuyos costes aumentan en general) y la capacidad de liberar capital (lo que permite nuevas inversiones en sostenibilidad). El ahorro derivado de la reducción de la merma alimentaria es tan importante que cubre con creces el coste de la tecnología.

Una inversión estratégica en tecnología innovadora para la cadena de suministro es una iniciativa fundamental para los retailers que resulta beneficioso no solo para ellos, sino también para las personas y el planeta. En lugar de centrarse en el coste inicial de la mejora de los procesos de la cadena de suministro, los retailers de alimentación deberían dar un paso atrás y mirar el panorama general. Con un alto retorno de la inversión, una solución de software moderna es un verdadero beneficio para los retailers que pueden reducir la merma de alimentos, manteniendo al mismo tiempo sus niveles de rentabilidad y servicio al cliente.

Autor

Johanna Småros

Johanna Småros

Co-founder & Group Chief Marketing Officer